EL LOGOTIPO

 

El logotipo es un símbolo formado por imágenes, palabras o letras que sirven para identificar una empresa, marca, persona etc...

En la segunda parte del curso de Branding vamos a continuar con principios básicos en cuanto a la construcción de marcas, veremos las diferencias entre un Logo, un isotipo, un imagotipo y un isologo.

¿Qué es el Branding? 

 

Logotipo, Isotipo, Imagotipo, Isologo

 

Logo: Lo utilizamos para todo, pero no es así, un logotipo es un identificativo para una marca únicamente formado por texto.

 

Isotipo: Parte icónica identificativa de una marca sin necesidad de texto.

 

Imagotipo: conjunto icónico-textual que identifican a la marca (logotipo+isotipo) pero que funcionan y son reconocibles y funcionales por separado. 

 

Isologo: En el isologo el texto y el icono se encuentran integrados en el mismo elemento y no se pueden separar.

       

      Lo más importante de un logo es que sea:

  • LEGIBLE independientemente del tamaño al que lo usemos, es normal que el logo queramos aplicarlo por ejemplo a una tarjeta de visita, si tienen demasiados detalles al reducirlo dejan de verse o pierden calidad con la impresión, por lo que ese logo ya no sería válido, lo mismo pasa con los textos dentro de un logo, si es muy fino, al reducirse se hace ilegible.

  • RESPONSIVO o Líquido que podamos adaptarlo a diferentes escalas y formatos sin perder su esencia (imprescindible con la importancia que han tomado las redes sociales y las webs adaptativas).

  • REPRODUCIBLE en cualquier material, si el logotipo tiene brillos, sombras o degradados y algún día quieres hacerlo en madera, aluminio, plástico, etc... Va a ser imposible reproducir esos detalles por lo que el logotipo perderá su esencia, debemos recordar que el logotipo ha de funcionar a una tinta.

  • Que genere IMPACTO VISUAL, de manera que nos llame la atención a simple vista y sea fácilmente recordado. Es ideal que el logotipo sea simple para que nuestros clientes puedan recordarlo con facilidad.

  • ATEMPORAL Y ÚNICO, diferenciándose dentro de la competencia y con un diseño perdurable en el tiempo, hemos de evitar utilizar estilos de diseño que sean tendencia, porque lo que hoy es tendencia mañana no lo es, y tendremos un logotipo pasado de moda.